Huevitos Vibradores

Huevitos Vibradores

¿Te preguntas cómo usar el huevo vibrador? Este pequeño pero atrevido juguete sexual te proporcionará horas y horas de placer y, si quieres, un extra de morbo para subir la temperatura solo o acompañado.

Los huevos vibradores son unos juguetes eróticos muy populares por muchas razones. Para empezar, no te dejes engañar por su tamaño pequeño y discreto, este juguetito te hará vibrar como cualquier opción de mayor tamaño. Además, ¿qué mejor que un producto que puedas llevar a cualquier parte?

Dejamos que tu mente recree el dónde, cuándo y con quién usarlo… Por nuestra parte te vamos a ofrecer todos los consejos para escoger el producto que necesitas. También, te explicamos cómo usarlo y te proponemos un reto de lo más picante: ¿te atreves a usarlo fuera de casa?

Consejos para escoger uno

Si te estás planteando comprar tu primer huevo vibrador lo primero que tienes que saber es que encontrarás diferentes opciones en tu tienda erótica de confianza.

Para empezar, el modelo más sencillo y económico son los huevos sin control remoto. Estos modelos simplemente cuentan con un interruptor que accionamos cuando queremos que empiecen a vibrar. Por lo general, ofrecen una vibración constante aunque encontrarás modelos con varios modos.

Por otro lado, si quieres jugar con diferentes niveles y tener un mejor control de la situación, encontrarás lo huevos vibradores con cables y mando. Podrás manejar su vibración a tu gusto o dejarle el control a quién tú quieras.

Pero, si de verdad quieres explorar al máximo todas las posibilidades de estos juguetes eróticos, te recomendamos los huevos inalámbricos. Son un producto sin cables que puede accionarse a distancia gracias a su mando a distancia.

Una vez que tienes claro el tipo de producto, presta atención a estas características más que deseables a la hora de escoger el mejor para ti:

  • Discreción: Escoge un modelo que sea de pequeño tamaño pero fíjate también en que no haga demasiado ruido.
  • Tacto: Los más suaves son los que se fabrican con plástico. Además, son muy fáciles de limpiar.
  • Forma: Fíjate en que sea ergonómico y en que cuente con un buen tamaño para introducirlo y extraerlo con facilidad.
  • Alcance: En el caso de los huevos vibradores inalámbricos es importante que se pueda manejar a cierta distancia. Patrones de vibración: ¡Cuantos más, mejor!